Kesha pierde el juicio contra Dr. Luke

Kesha-Pierde-Juicio-Dr-Luke

En el 2014, la cantante estadounidense Kesha, demandó a Lukasz Sebastián Gottwald (Dr. Luke) por abusos sexuales, físicos, verbales e inclusive maltrato psicológico durante más de 10 años, cuando la representaba. Hoy este pleito legal tuvo una resolución para muchos indignante e incomprensible.

En esa demanda interpuesta ante la Corte Suprema de California, Kesha denunciaba que Dr. Luke la obligaba a consumir sustancias estupefacientes y alcohol de forma desmedida, además de que abusaba sexualmente de ella cuando estaba bajo los efectos de esas sustancias.

Para poder superar esta difícil etapa, Kesha tuvo que someterse varios meses a un proceso de rehabilitación para superar sus adicciones.

Sin embargo, Dr. Luke contraatacó con otra denuncia donde exigía una cantidad de 75.000 dólares como especie de compensación por daños y prejuicios que llego a sufrir. El ex representante afirmaba que la cantante y su madre, Pebe Sebert, en realidad lo estaban extorsionando, diciéndole que si no liberaba a su hija del contrato que tenía con él, entonces lo acusarían por agresión sexual.

Es allí donde vemos las dos caras de la moneda ¿A quien creerle?

Para defenderse, en octubre del 2014 Dr. Luke presentó unos documentos con una declaración judicial del 2011, en los que Kesha afirma que su entonces representante nunca abuso sexualmente de ella ni le ofreció drogas. Ante este argumento, Mark Geragos, abogado de Kesha, comenta que esas declaraciones fueron hechas bajo miedo y amenazas.

Kesha por su parte, ha defendido en las redes sociales la decisión de demandar a su ex representante:

“No tengo nada que ocultar. Hice esto porque estaba corroyendo mi alma y me estaba matando por dentro.

Esto no es sólo para mí esto es para cada mujer, cada humano que ha sido objeto de abusos. Tenía que decir la verdad, y el resultado será el que sea. No queda nada que pueda hacer. Es que es tan terrible no tener el control de tu destino, pero este es mi camino sea cual sea la razón”.

Con respecto a La resolución

Este caso ofrecía dos salidas:

  • Si el veredicto se resolvía a favor de Kesha, ella podría seguir con su carrera artística firmando nuevos contratos con quien quisiera; pero en cambio,
  • Si la resolución se inclinaba para Sebastián Gottwald, la cantante tendría que cumplir con el contrato que tenía firmado y lanzar un nuevo álbum bajo la tutela del productor.

La jueza del Tribunal Supremo de Nueva YorkShirley Korneich dijo:

“Estás pidiéndole a la corte desestimar un contrato que se negoció mucho y que es típico de la industria… Mi instinto es hacer lo comercialmente razonable.”

En cuanto a las alegaciones de abuso sexual que Kesha detalló, la jueza también habló de la falta de pruebas médicas:
“No entiendo por qué tengo que tomar la medida extraordinaria de acordar una medida cautelar”.

Finalmente, este día se dio a conocer que el fallo favoreció a Dr. Luke, por lo que ella tiene dos caminos, cumplir su contrato y seguir trabajando con la persona que dice, abusó de ella, o dejar definitivamente su carrera. Algo que ha causado una gran indignación en redes sociales, donde el hashtag #FreeKesha se ha vuelto Trending Topic.

Kesha-Pierde-Juicio

Las implicaciones de esta decisión

A muchos les cuesta trabajo esta resolución, pero la verdad es que no sabemos con exactitud que pudo haber pasado entre ellos realmente, debido a que Dr. Luke ha trabajado anteriormente con estrellas de la talla de Britney Spears, Katy Perry y Miley Cyrus, y nunca se había escuchado un rumor parecido a este, pero nos nace la duda de pensar si dichas estrellas antes mencionadas no hablaban por alguna amenaza o violencia psicológica. Da mucho de que hablar este tema.

Según fuentes y opiniones, se expresa que esta decisión es considerada como una injusticia más cometida contra una mujer que se atrevió a denunciar un abuso y terminó siendo ignorada. Ahora el atropello fue cometido contra una celebridad y por eso está siendo ampliamente comentado, pero cuántas agresiones son calladas por temor a denunciar y que al final “no pase nada”.

Como muchos sabemos o nos han hecho saber, la vida de Kesha no ha sido fácil. Cómo pudo, intentó abrirse paso en el camino de la música hasta que  fue víctima de un aprovechamiento tomando en cuenta su inexperiencia y vulnerabilidad para someterla al antojo de quien la representaba. La decisión tomada este día nos deja un sabor amargo y establece un precedente muy triste pero también peligroso: ¿Para qué denuncio una injusticia si al final puedo acabar siendo señalada como la culpable?

Nos deja una gran incógnita.

Via europapress.es